Dermocosméticos para piel sensible o con rosácea

Avène para pieles sensibles o con rosácea

En ocasiones tener las mejillas sonrojadas, nos hacen ver juveniles, llenos de energía y vivos; pero por otro lado no es tan bello vernos así por una irritación dolorosa o esa hipersensibilidad que suele padecer una piel sensible o con rosácea.

Algunos productos que mencionaré aquí me han ayudado con este problema, si bien no soy un experto mis años de prueba y error me han valido para que les haga las siguientes recomendaciones:

Avène Mascarilla Calmante

Cuando se trata del cuidado de la piel sensible, la marca francesa Avène no puede equivocarse. Porque se enfoca específicamente en el enrojecimiento y ayuda a reducir la irritación, reparar la función de barrera de la piel y minimizar la aparición de vasos sanguíneos. Este tratamiento reparador ultra calmante que está lleno de ingredientes relajantes como la vitamina E y su famosa agua termal ayuda a que la piel no se sienta inflamada

Eucerin – Enjuague para aliviar el enrojecimiento

Cuando su piel está en el lado reactivo, no es fácil encontrar un limpiador que elimine los restos de su piel sin irritarla. La recomendación aquí es un lavado sin jabón, no abrasivo como este de Eucerin, que trabaja para mantener el equilibrio de humedad y contiene extracto de raíz de regaliz para calmar la piel.

Pero los profesionales son profesionales por una razón, y lo mejor que pudieron hacer por mí, fue guiarme hacía los productos de Avène y me agarraron una trifecta perfecta de la línea Cleanance de la marca.

Salí de la tienda con Cleanance Gel Soapless Cleanser, Cleanance Lotion y Cleanance K Cream-Gel, para limpiar, humectar y tratar las manchas respectivamente.

Desde ese día, he estado profundamente enamorado de todas las cosas de Avène Cleanance, y para mi sorpresa, el producto que resultó ser el mejor de los tres fue el que tenía más miedo de usar. El Cleanance K Cream-Gel es algo confuso, incluso su nombre no es seguro en sí mismo.

¿Es una crema o es un gel? Tiene ácido glicólico, ácido salicílico, AHA y BHA (y muchísimas más cosas que a mí, un consumidor habitual, no me importa analizar).

Lo más notable al respecto es lo que sucede cuando se lo pone en la cara: ¡hormiguea! Me gusta mucho, quizás incluso pica. ¿Duele? A veces.

El punto es que puedes sentir que funciona de inmediato, lo cual es bueno para mí porque, como con casi todas las cosas en la vida (cuidado de la piel incluido), me gusta la gratificación instantánea y la validación constante.

Pero desde que comencé a adorar en el altar de Avène Cleanance, puedo dar fe de que me está cambiando la piel. Soy menos rojo, menos grasiento y menos propenso a los brotes. Tal vez está en el nombre, pero mi piel se siente más limpia.

Es posible que también te interese: Medicamentos de libre venta

Close